Este viernes, en el hospital Zatti, los jefes de las distintas áreas dialogaron con la prensa y advirtieron que desde el próximo mes no se garantizará el servicio de guardias. 

“A partir de noviembre no podemos asegurar las guardias, porque los profesionales no quieren hacerlas por los valores paupérrimos que se pagan. Pedimos un aumento de las guardias, cada servicio tiene su problema en particular, no reclamamos nada que tenga que ver con la funcionalidad del hospital, esto es una cuestión netamente monetaria”, expresó el Doctor Valla, jefe de cirugía.

“Necesitamos que se aumenten los puntos de guardia. El hospital ya no es tentador para gente de afuera, se están yendo los médicos, están pidiendo sistema part time porque se paga mejor afuera y en Patagones”, siguió.

En este sentido, brindaron precisiones de los montos que se cobrarán por guardias activas y pasivas.                                                               

“Nosotros cobramos por una guardia activa de semana 22562 pesos y por una guardia de fin de semana 33315. Por guardias pasivas los días de semana cobramos 5840 pesos. Si esto lo dividimos por 16, porque nuestro horario de trabajo es de 8 a 16 horas y después empieza la guardia, cobramos 365 pesos la hora; son 135 pesos menos que una empleada doméstica”, informaron. 

“Las guardias de fin de semana se cobran 11873,72 lo que da una hora de 494,73 que sigue siendo menos que la hora de una empleada doméstica. Ojalá que una empleada doméstica gane 3 veces más pero un médico especialista que está de pasiva no puede cobrar este dinero”, agregaron.

El objetivo de esta conferencia fue que la problemática se visibilice.

“Estamos visualizando este problema para que el ministro de salud y el director lo solucionen porque esto va a traer más problemas porque los médicos se están yendo del hospital y en toda la provincia. Ni siquiera los residentes quieren venir a Río Negro por lo que se paga”, aseguraron.

“Esto está en crisis hace tiempo, los médicos no quieren hacer guardias por los valores. Siempre se terminan cubriendo porque nosotros nunca dejamos de hacer guardia y atender pacientes, por eso estamos en la situación que estamos. No tenemos métodos de coerción para resolver este tema. Aparte no se trata de ir con los tapones de punta, si no de pedir una solución real a un problema que no se trata de otra cosa que plata. Destinar al presupuesto un mejor pago a los médicos” lamentaron. 

De esto se desprende otro punto importante: el vaciamiento de profesionales. Maria Bracamonte, Rosa López Burgos y  Pedro Acuña explicaron la importancia del recambio de profesionales.

“En un hospital el recambio es necesario y los médicos jóvenes no vienen porque no es tentador para nadie trabajar acá. Por eso se va a agravar si no se soluciona y la única forma de solucionarlo es con plata. Hay que sentarse a hablar sin presiones y lograr un valor de guardia adecuado”, contextualizaron.

“Hay 5 pediatras para cubrir los 365 días del año, 5 neonatólogos para los 365, grandes encima. Recibimos alrededor de 30 mails preguntando por el cargo pero cuando les decimos lo que se paga nos dijeron chau”, siguieron. 

“Lo mismo pasa en ginecología, estamos con 6 médicos para 365 días. Más allá de la parte monetaria está la parte humana. Estamos cansados y nos estamos quedando sin médicos”, continuaron.

“Es el único servicio de toda la zona atlántica, recibimos pacientes de toda la zona y derivaciones de centros privados. El 80 % del personal tiene más de 50 años, en 3 o 5 años nos empezamos a jubilar todos y si no hay recambio generacional se va a cerrar. Todos tenemos vacaciones completas que nos faltan tomar del año 20, 21 y a partir de enero tenemos las guardias del 22. No nos podemos tomar, estamos tomando de a dos o tres días”, finalizaron.((NN))

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *