Catriel: Los robos de cables también afectan a las petroleras

Cansados de los robos y de las millonarias pérdidas que se generan cuando un pozo deja de producir, los representantes de las empresas petroleras pidieron mayores medidas a la Policía y a la Justicia.

Los robos en los yacimientos son una constante. Al faltante de materiales que siempre se produce y que existe un mercado negro para vender herramientas o válvulas específicas de la actividad, desde hace algún tiempo se sumó el robo de cables, que es un flagelo que sufren todas las líneas eléctricas ante el elevado costo del cobre.

En la actividad petrolera que un pozo se quede sin electricidad por el robo de cables genera pérdidas millonarias, sobre todo cuando se detienen los motores de extracción o de bombeo.

Está fue la explicación que los representantes de las operadoras de los yacimientos de Catriel le presentaron a las autoridades policiales del norte de Río Negro como también al fiscal jefe Gustavo Herrera.

La intención de la reunión mantenida en el Deliberante de Catriel fue dar a conocer la problemática y comenzar a trabajar en medidas conjuntas. Desde el sector empresarial argumentaron que pagan elevadas sumas de dinero para contar con seguridad privada y adicionales de policía, sin embargo los robos son cada vez más frecuentes.

Hubo un compromiso por parte de la Policía de realizar mas patrullajes y tener línea directa con los vigilantes, para llegar antes a los lugares donde se producen los robos. También desde la fiscalía confiaron en avanzar con las investigaciones que permitan dar con quiénes roban o quienes compran y funden los cables para después comercializarlos a mayor escala.((M.I))

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.